Aunque debemos cuidar nuestra salud bucal durante todo el año, debemos tener un cuidado especial en esta época, sobre todo si tenemos implantes dentales, prótesis o aparatos de ortodoncia, dientes sensibles o problemas de encías.

Para algunos pacientes acudir a la consulta odontológica no es siempre agradable, provocándoles una especie de ansiedad y en algunos casos vergüenza, debido a la incomodidad por la intervención invasiva que se debe hacer, ya que la boca es una zona muy sensible.